Buenos Aires,

El Gobierno de la Nación puso en marcha esta mañana, por orden del presidente Mauricio Macri, el Sistema Federal de Emergencias (SIFEM) y ratificó el compromiso de continuar trabajando junto a los gobernadores y  los intendentes para asistir a los damnificados por las graves inundaciones que afectan a gran parte del litoral y el norte del país.


“Somos  un solo equipo. No nos importa la bandería política de uno u otro, sea intendente o gobernador. Todos  tenemos que estar trabajando juntos para llevar la asistencia y ayudar a los argentinos que están sufriendo esta situación”, dijo el jefe de Gabinete, Marcos Peña.


Sostuvo  que lo esencial es trabajar coordinadamente para estar cerca de la gente, porque “el dolor de cada uno de los afectados también es nuestro dolor”, y destacó  la “desbordante solidaridad” con que está respondiendo el pueblo argentino para asistir a quienes necesitan ayuda.


Peña ofreció una conferencia de prensa junto a la vicepresidente Gabriela Michetti y los ministros de Interior, Rogelio Frigerio, y de Seguridad, Patricia Bullrich, al término de la reunión constitutiva del SIFEM, que se realizó en el salón Eva Perón de la Casa Rosada.


Bullrich, quien estará a cargo de la coordinación y ejecución del organismo, indicó  que el foco de la acción de emergencia continuará desarrollándose con toda intensidad “cuando se vaya el agua” y  se imponga la necesidad de restaurar la infraestructura dañada y las viviendas de las personas afectadas.


Peña afirmó que “hay mucho para mejorar en términos de fortalecer la capacidad de asistencia del Estado en situaciones de emergencia, de dar respuesta, prever y evitar en muchos casos con las obras de infraestructura que hacen falta”.


Gabriela Michetti apuntó que con la puesta en marcha de este organismo, que fue creado en 1999, pero que nunca hasta ahora había tenido operatividad efectiva, se trabajará “para coordinar y articular mucho mejor las tareas en situaciones de catástrofes” y cuando se requiere asistencia del Estado “con celeridad y eficacia”.


Respecto de la mecánica de funcionamiento del SIFEM, la ministra  Bullrich explicó que deberá coordinar a todos los organismos nacionales con las provincias frente a una emergencia para evaluar riesgos, anticipar decisiones y determinar las acciones a seguir ante fenómenos naturales que puedan afectar a la población.


Señaló que esa tarea se desarrollará bajo la conducción de un Gabinete de Emergencia que contará con el aporte de los Ministerios de Interior, Salud y Transporte, la  Secretaría de Protección Civil; el  Ejército, el Instituto Geográfico Militar, el Servicio Meteorológico Nacional; el Instituto Hidrográfico;  Emergencias Sanitarias, Cascos Blancos, fuerzas de seguridad y organismos de puertos y vialidad, entre otros.


Además, el SIFEM tendrá a su cargo las tareas de  reparación y posterior reconstrucción de todas aquellas zonas afectadas por una catástrofe.